Información de contacto

Santa Rosa 4, 08012 Barcelona, España

El Internet of Things ha tenido un gran crecimiento en los últimos años, pero como todo lo digital, la crisis del coronavirus ha acelerado el proceso de adopción tanto a nivel doméstico como profesional. En este sentido, para el IoT el 2021 será un año igualmente cargado de grandes retos, pero al menos se podrán plantear nuevas innovaciones sobre lo aprendido durante estos meses. A continuación repasamos algunas tendencias que apuntan a consolidarse durante a lo largo del próximo año.

Retail tradicional y e-commerce, más de la mano que nunca

Sin duda uno de los sectores más perjudicados por la pandemia, no solo por el cierre de establecimientos sino también por terreno que ha ganado el e-commerce durante el encierro. Así, muchas de las innovaciones de IoT irán dirigidas no solo a la prevención sanitaria (como la solución Covid Defender), sino también trasladar el comercio físico algunas de las virtudes propias del comercio online (como los asistentes virtuales o las soluciones de retail analytics).

Telemedicina y asistencia sanitaria

Con el desarrollo de la pandemia se han incrementado las consultas y visitas médicas virtuales o en remoto. En 2021muchas innovaciones en IoT irán encaminadas a la telemedicina y en general cualquier medida destinada a minimizar las situaciones de riesgo entre pacientes y sanitarios. En la misma línea, aparecerán nuevos dispositivos encaminados a la ayuda domiciliaria automatizada para mayores y discapacitados.

Sofisticación del teletrabajo

La opción del teletrabajo y trabajo en remoto ha tomado un gran impulso durante el confinamiento, y ha acelerado su adopción por muchas empresas que ya lo planteaban. Muchos de los dispositivos conectados de nuestro hogar (como los Google Home o Amazon Echo) se adaptarán y tomarán nuevas funciones para las tareas laborales. También tomarán un gran impulso aquellos destinados a la realización de videoconferencias.

La Smart City, más inteligente que nunca

El 2021 será un año de consolidación del IoT en las autoridades municipales. El nuevo reto de una ciudad más segura y limpia (en todos los aspectos) se hará frente con la digitalización del transporte público, la gestión inteligente del tráfico rodado y la automatización de determinados servicios públicos (como la atención al ciudadano).

Impulso del Edge Computing y el Small Data

También se impulsará el Edge Computing en el IoT, esto es, la capacidad de los dispositivos conectados de trabajar de forma local. O por decirlo de otra manera, en vez de conectarse al Big Data, hacerlo al Small Data de la empresa en una determinada región, ciudad o incluso oficina. Ello permitirá a los dispositivos de IoT procesar y analizar sus datos en tiempo real y sin necesidad de pasar por un gran servidor.

Fuente | Forbes

Imagen | Unsplash: Jorge Ramírez

Compartir: